Miserias del presente, riqueza de lo posible

Por: Joe Infante

André Gorz

 Gorz analiza las transformaciones del capitalismo en los últimos años. Básicamente plantea que las políticas del Estado social establecían más inconvenientes que ventajas para el desarrollo del capitalismo ante la amenaza de la socialización o la estatización que frenaba la extensión de los mercados internos. La dinámica del capital buscaba movilidad y flexibilidad con el objetivo de tener competitividad y restablecer la gobernabilidad.

El resultado de esta tendencia es la globalización y la ruptura entre los intereses del capital y los del Estado-nación.

 Las economías entran en un proceso de desnacionalización generando al mismo tiempo, por un lado, una burguesía globalizada, neoliberal ideológicamente pro-estadounidense y burguesías e industrias tradicionales, y por el otro, sectores precapitalistas y parte de los sindicatos. Generalmente, la resistencia al capital global está en el orden disperso de clases antagónicas, que abarcan los extremos ideológicos de la derecha y la izquierda que proponen como alternativa política diversas formas de nacionalismo o estatismo.

La resistencia a la globalización del capital transnacional se debe centrar en otro tipo de globalización basada en una concepción solidaria.

 La renovación productiva ante la “demanda” más variada generó la necesidad de romper con los esquemas rígidos del fordismo. La respuesta que buscó el capital estuvo centrada en una mayor autonomía obrera con el objetivo de lograr flexibilidad de productividad bajo los ritmos de la demanda.

 El concepto de autonomía obrera es tenido en cuenta para entender la aplicación de ciertos principios por parte del capital. Las empresas le ofrecen a los trabajadores pertenencia e identidad exclusiva basada en la concepción de la “fábrica integrada”, sin antagonismos sociales, que retornan a relaciones previas a la mo-dernidad. La contradicción se plantea como autonomía en el seno de la heteronomía. Esta autonomía debe prolongarse en el plano cultural, moral y político.

 El autor rescata la posibilidad de trabajar de manera discontinua, de combinar el trabajo/empleo con actividades diversificadas; esta situación está basada en el retraso de la política respecto a la evolución de las mentalidades.

 La pérdida de la centralidad de la esfera económica y la producción de sí en el trabajo/empleo genera una mutación cultural en la cual pasa a un primer plano temático, los movimientos feministas y ecologistas y la preocupación por la calidad y el medio de vida.

 Gorz centraliza el problema en “la distribución de riquezas para cuya producción el capital emplea un número cada vez más reducido de trabajadores”, siendo el poder sobre el tiempo lo que está en juego, apostando a “la posibilidad que tiene la autonomía de las personas de desarrollarse independiente de la necesidad que tengan las empresas”. La propuesta central es que “la cooperación productiva y los intercambios sociales autoorganizados se carguen cada vez más de una dimensión política, por la cual se toma en cuenta la inserción de las actividades locales en su contexto mayor; de manera que los conjuntos microsociales asumen ellos mismos una parte creciente de sus mediaciones con el todo social y se convierten en agentes de las opciones microsociociales, que por su parte, están llamadas a volverse complementarias de las actividades microsociales”. En síntesis, el autor critica las visiones que plantean las potencialidades democráticas de los cambios producidos en el capitalismo, postulando otro tipo de regulación, centralizada en la distribución, la cooperación y la autonomía de la sociedad saliendo de la sociedad salarial. El rescate de los espacios microsociales en un mundo controlado por el capital y la crítica a la idea dominante que plantea la “falta de trabajo” son aporte interesantes.

Anuncios

4 comentarios en “Miserias del presente, riqueza de lo posible

  1. Comentario del texto miserias del presen te, riqueza de lo posible

    En el texto expresado por André Gorz, nos da a entender el súbito cambio del Fordismo (q se caracterizaba principalmente por la especialización), al Posfordismo el cual va a marcar distancias por su característica movilidad y fluidez que ira a imprimir una nueva forma de producción.

    Podemos apreciar como el autor Se opone al discurso social dominante que exalta el lugar central ocupado por el ‘trabajo-empleo’ y ‘trabajo-mercancía’, invenciones del capitalismo industrial e instrumentos de la explotación. En un tono bastante provocador, no va a dudar en plasmar que “cada pancarta que proclama “queremos trabajo”, proclama la victoria del capital sobre una humanidad esclavizada de trabajadores que ya no son trabajadores pero que no pueden ser nada más.”. Sin embargo, aunque el tiempo de trabajo haya dejado de ser la medida de la riqueza creada, los sistemas de redistribución y el imaginario colectivo continúan girando de forma paradójica y contradictoria en torno a él.

    Realiza una clara crítica del trabajo alienado y también proclama la reivindicación de la autonomía en el trabajo , se trata de una crítica de la explotación, de la dominación y de la deshumanización de las tareas

    En conclusión Este articulo nos hace ver que tanto el Fordismo como el Posfordismo tienen como interés principal tan solo una mayor acumulación de capital y tarta de mostrar las maneras en que se emplean a los obreros en la consecución de este objetivo .

    ANTHONY RAMOS ROSALES alumno de la E.A.P. DE SOCIOLOGIA VII ciclo U.N.J.F.S.C

  2. ANALIZAS DE MISERIAS DEL PRESENTE, RIQUEZA DE LO POSIBLE
    ANDRÉ GORZ

    Por: TRUJILLO DAVILA DAVID SOCIOLOGIA VII

    El libro de Gorz analiza las transformaciones del capitalismo en los últimos años. Básicamente plantea que las políticas del estado social establecían más inconvenientes que ventajas para el desarrollo del capitalismo ante la amenaza de la socialización o la estatización que frenaba la extensión de los mercados internos. El esquema de la globalización se caracteriza por “la disminución de los salarios reales, el desmantelamiento de las protecciones sociales, la explosión del desempleo, la precariedad de todos los empleos, el deterioro de trabajo”, donde la ganancia capitalista se torna dominante.
    Es claro criticar el fordismo, criticarlo de manera coloquial que permita que todos comprendamos y veamos lo que pueda venir de manera positiva, Hay que aprender a discernir las oportunidades no realizadas que duermen en los repliegues del presente. Hay que querer apoderarse de las oportunidades, apoderarse de lo que cambia. Hay que atreverse a romper con esta sociedad que muere y que no renacerá más. Hay que atreverse al éxito. La búsqueda de caminos de salida está basado en liberar el pensamiento y la imaginación de los lugares comunes ideológicos dominantes, percibir que el propio capitalismo destruye las bases de su existencia y produce las posibilidades de superación y llevar al máximo posible la diferencia entre sociedad y capitalismo, extendiendo los espacios y los medios que permiten la producción de sociabilidades alternativas, modos de vida, cooperación y actividades sustraídas a los dispositivos de poder del capital y el Estado.

  3. Condiciones de trabajo, seguridad y salud ocupacional en la minería del Perú

    La minería constituye, en el caso de Perú, uno de los sectores productivos más relevantes desde el punto de vista de su capacidad para la generación de recursos económicos, al contribuir de manera significativa a la obtención de divisas como consecuencia de un proceso sostenido de inversiones extranjeras y de un consecuente desarrollo de las exportaciones.
    Al mismo tiempo, las actividades mineras muchas veces ponen a los trabajadores en condiciones y en situaciones de trabajo que podrían considerarse de alto riesgo. Esta calificación puede ser tanto consecuencia de los procesos tecnológicos que se utilizan, como por las características geográficas y el medio ambiente en el que se ubican los emplazamientos de los yacimientos, los modos operativos en que se planifica y ejecuta el trabajo (tales como la duración y forma en que se organizan las jornadas o los turnos Laborales), o aun por otros factores biológicos y psicosociales concomitantes.

    La minería y las condiciones de trabajo

    La minería, al igual que otros sectores productivos que son considerados como de alto riesgo para la seguridad y la salud de los trabajadores, amerita muy especialmente un tratamiento detallado de las condiciones de trabajo y del medio ambiente que rodean a los trabajadores mineros.
    La minería, la seguridad y salud en el trabajo
    En materia de seguridad y salud en el trabajo, los mineros tienen que trabajar en un entorno laboral en constante transformación. Algunos trabajan sin luz natural o con ventilación insuficiente, excavando la tierra, extrayendo material y, al mismo tiempo, tomando medidas para evitar que se produzca una reacción inmediata de los estratos adyacentes. A pesar de los importantes esfuerzos realizados en muchos países, la tasa mundial de víctimas mortales, lesiones y enfermedades entre los mineros demuestra que, en la mayoría de ellos, la minería sigue siendo el trabajo más peligroso. En efecto, aunque a nivel mundial la minería sólo emplea al 1 % del total de trabajadores.

    La minería y el medio ambiente

    El impacto de la minería sobre el medio ambiente puede ser considerable y tener consecuencias a largo plazo. El efecto ambiental de las prácticas mineras es una cuestión cada vez más importante para la industria y sus trabajadores.
    Las importantes repercusiones ambientales de las minas a cielo abierto son claramente visibles sea cual sea su ubicación. La alteración del terreno, la destrucción de la flora y los efectos negativos sobre la fauna autóctona son sus consecuencias inevitables. La contaminación de la superficie y de las aguas subterráneas a menudo constituye un problema, especialmente a causa de los lixiviantes en la minería por disolución y de los derrumbes en la minería hidráulica.

    El costo de la protección de los trabajadores

    Un factor crítico y que siempre preocupa, entre otros, a los administradores de las empresas mineras es el costo de la protección de la seguridad y la salud de los mineros. En realidad, y aunque siempre pueden surgir riesgos imprevistos (en general debido a factores ajenos las operaciones de minería), todas las operaciones pueden ser seguras siempre que todas las partes se comprometan a operar de un modo también seguro.
    Lamentablemente, en especial en operaciones a pequeña escala, cuando se decide la viabilidad de la explotación o la forma de llevarla a cabo, e ignoran, subestiman las medidas de protección necesarias. En la minería artesanal la situación es aún más crítica, debido a que ésta constituye una estrategia de sobrevivencia y no se tiene incorporado el criterio de administración de costos ni de prevención de riesgos.

    La responsabilidad social de las empresas mineras

    El cuidado de ese capital humano visto, desde una perspectiva mayor, se expresa en la responsabilidad social que las empresas tienen en una sociedad determinada. A nivel mundial cobra consistencia la percepción de que las empresas son instituciones económicas pero también sociales. La responsabilidad social se la puede entender como la respuesta que la empresa asume libremente ante la expectativa de demás sectores sociales con los que se relaciona, en la perspectiva de un desarrollo integral. Para ello, las empresas establecen una política social – que forma parte de su política general y que orienta precisamente esa responsabilidad social con una estrategia definida y concreta, cuyo objetivo es estructurar las acciones que efectuará la empresa durante un periodo determinado. Al fin de ese periodo podrá medir los resultados, evaluarlos y redefinir metas para el siguiente ejercicio. Para evaluar esos resultados la OIT cuenta con una herramienta de gestión denominada Manual de Balance Social, que ya ha sido probado en diversos países de América Latina y adoptado por varias organizaciones

    Las explotaciones mineras pequeñas y sus problemas sociales y laborales

    En muchos países, el subempleo rural o simplemente el desempleo han estimulado un sinnúmero de actividades mineras de pequeña escala, inseguras y clandestinas, que han quedado al margen de la regulación. Cierto es que esa pequeña minería ilegal puede facilitar la explotación, las más de las veces sólo a corto plazo, de unos recursos que serían en cualquier otro caso antieconómicos, y que ofrece muchas oportunidades de empleo, en particular en las zonas rurales. Desgraciadamente, muchos de estos puestos de trabajo son precarios y no aplican las normas del trabajo. Esta modalidad de explotación minera ha causado y causa todavía muchos accidentes y enfermedades. Los recursos, de por sí ya insuficientes, de las inspecciones de minas, no permiten controlar la multiplicación de estas actividades que requerirían, por otra parte, una atención sostenida en materia de formación para la prevención.

    La minería y el trabajo decente

    El sector minero brinda a la OIT una oportunidad especial para el tratamiento del tema del trabajo decente, es decir, de un trabajo productivo desempeñado en condiciones de libertad, equidad, seguridad y dignidad, en el cual los derechos de los trabajadores se encuentran debidamente protegidos, un trabajo que cuenta con una remuneración adecuada y con una protección social apropiada. En este informe hemos centrado la atención en algunos de esos aspectos del trabajo decente, especialmente en aquellos relacionados con la protección de la seguridad y salud de los trabajadores y en sus condiciones de trabajo. Si bien este concepto de trabajo decente no ha sido el foco de atención del informe, la situación o la calidad de algunos o varios de sus componentes podrían deducirse del mismo.
    Gestión de la seguridad y salud en el trabajo minero
    La introducción de estos sistemas de gestión en el sector minero supone el reto de cambiar una cultura tradicional, que aún permanece en lo que atañe a seguridad. Las características que se pueden resumir de este enfoque tradicional son que la producción es lo más importante; los accidentes se consideran como parte del trabajo; los supervisores de línea no se encargan de la seguridad, que era asunto de un solo departamento; las empresas tenían programas de seguridad reactivos, tomándose medidas sólo después de ocurrido el accidente; se tenían sistemas de educación y entrenamiento ineficientes; y había actitudes tradicionales como la de que “así siempre lo he hecho y nunca me pasó nada”, o “tengo 15 años en este negocio y es mi manera de hacerlo”, o “los estándares y procedimientos son para los novatos”. Además, la organización del trabajo resultaba piramidal, con una estructura jerárquica y vertical que limitaba la conformación de equipos de trabajo dinámicos e implicados en la corresponsabilidad.

    Capacitación en seguridad y salud

    La visión moderna de la capacitación está orientada a brindar a todos los trabajadores un sistema operativo industrial de carácter preventivo. La capacitación está dirigida a preparar supervisores y trabajadores eficientes bajo los principios de la motivación, la información, el aprendizaje, la cooperación y la representación, entre los principales aspectos. La gran minería y algunas empresas de la mediana minería están aplicando modernos sistemas de gestión de seguridad y salud, con un impacto significativo en la reducción de accidentes fatales.

    CONCLUSIONES
    • El Perú ha vivido, a lo largo de toda la década del ´90, aunque con diferente intensidad, un nuevo proceso de crecimiento de la actividad minera que confirmó su característica de país minero.
    • La presencia de la minería en el territorio peruano dio un salto exponencial: en 1991, los derechos mineros titulados alcanzaban alrededor de 2 millones de hectáreas en todo el país, llegando en 1997 (año punta) a 15 millones de hectáreas, y bajando a 13 millones en 1999. A finales de 1999, los derechos mineros vigentes ocupaban el 12,2% del territorio nacional.
    • En el marco nacional, sin embargo, se aprecia la ausencia de una ley de seguridad y salud en el trabajo que pueda establecer los principios generales y rectores. A nivel del sector minero, aparece un tratamiento del bienestar, seguridad y salud en el reciente Reglamento de Seguridad e Higiene Minera.

    Alumnos:
    HERNANDEZ ANGULO, JOSE
    TRUJILLO DAVILA, DAVID

    SOCIOLOGIA VII CICLO

    • No cabe duda de que, en el actual contexto
      internacional, con actividades y agentes económicos
      globalizados, existen marcadas tendencias
      que propician conceptos y políticas de
      responsabilidad social y ambiental de las empresas
      mineras, tanto con sus trabajadores
      como con sus entornos poblacionales.
      – En el país existe un marco regulatorio internacional
      que reconoce el derecho a la seguridad
      e higiene en el trabajo como un derecho humano
      fundamental y parte integrante de los derechos
      económicos, sociales y culturales. Este
      marco se reforzaría con la ratificación del Convenio
      OIT No. 176 sobre Seguridad y Salud
      en las Minas. La Constitución Política vigente
      contiene normas que permiten la exigibilidad
      de la responsabilidad del Estado, empleadores
      y trabajadores a favor de una política preventiva
      en el país. Igualmente, en el campo laboral y en el caso de
      detección de un sujeto en riesgo, se debería
      evitar el trabajo en turnos de noche o en horas
      extras. Si fuera posible debería trasladarse al
      trabajador en riesgo a un campamento minero
      de menor altura. Estas razones refuerzan la idea
      de la necesidad de que exista un régimen de
      jubilación más temprano para el sector minero,
      debiéndose además intentar introducir en las
      normas el concepto de altura de residencia o
      de lugar de trabajo.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s