El paro baja en Latinoamérica, pero no en todos los países. Por: Alejandro Rebossio | 22 de mayo de 2013

Fuente: Los Blogs de El País
Blog de Alejandro Rebossio. Eco Americano

La tasa de desempleo urbano promedio regional podría bajar hasta 0,2 puntos porcentuales y ubicarse en un rango entre 6,4% y 6,2% en 2013, la más baja de las últimas tres décadas, según un nuevo informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) y la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Ambos organismos confían en que la economía latinoamericana crecerá en 2013 un 3,5%, levemente por encima de 2012 (3%), con lo que seguirá reduciéndose el desempleo.

Sin embargo, en los últimos días se conocieron datos menos alentadores de la evolución del PIB en el primer trimestre de 2013 en diversos países latinoamericanos. Brasil, que en el primer trimestre de 2012 había crecido el 0,6%, esta vez se expandió un tibio 1%. En cambio, se desaceleraron respecto de un año atrás México (0,8%), Argentina (2,7%, según la sobreestimada cifra oficial), Colombia (2,3%, según el pronóstico de BBVA), Venezuela (-0,6%, según la predicción de Bank of America Merrill Lynch), Chile (4,1%) y Perú (4,7%).

CEPAL y OIT destacan que la tasa de desempleo de América Latina y el Caribe en 2012, de 6,4%, fue la más baja de las última tres décadas, tras descender de 6,7% en 2011, evolución positiva sobre todo si se considera la difícil situación laboral que viven otras regiones del mundo. El número de desempleados urbanos cayó el año pasado aproximadamente en 400.000 personas. Aún quedan alrededor de 15 millones de parados en las ciudades.

Empleo

De los 14 países analizados en América Latina por CEPAL y OIT, seis registraron una disminución de su tasa de desempleo de por lo menos 0,2 puntos porcentuales, mientras que en cinco se mantuvo estable y en tres (Guatemala, Paraguay y República Dominicana) subió más de 0,2. El informe de ambas instituciones se conoció este martes, un día después de que Argentina reconociera un ascenso del paro del 7,1% en el cuarto trimestre de 2011 al 7,9% en el mismo periodo de 2012, en sentido contrario a la mayoría del resto de la región.

Aquí se puede comparar las variaciones país por país de la media anual del paro urbano:

País Desempleo (%)
2011 2012
Argentina 7,2 7,2
Brasil 6 5,5
Chile 7,1 6,4
Colombia 11,5 11,2
Costa Rica 7,7 7,8
Ecuador 6 4,9
Guatemala 3,1 4
México 6 5,9
Panamá 5,4 4,8
Paraguay 7,1 8,1
Perú 5,8 5,4
Dominicana 5,8 6,5
Uruguay 6,3 6,2
Venezuela 8,3 8,1

Los países con reducción del paro se caracterizaron por su dinamismo económico. La excepción es Brasil, que creció poco en 2012, pero, de todos modos, redujo el desempleo. “Al parecer, (este fenómeno) se vincula con las características sectoriales del crecimiento, dado que los nuevos puestos de trabajo se concentran en algunas actividades de productividad media relativamente baja y de intensidad laboral elevada (comercio, construcción), en el contexto de una demanda dinámica, en términos relativos, de los hogares”, explican CEPAL y OIT.

Además, en la región se redujo el subempleo (situación que sufre la persona cuando trabaja menos horas de las deseadas) y se incrementaron los salarios medios el 2,8%, frente al 1,3% en 2011. Pero no en todos los países la evolución de ambas variables fue favorable. De los 11 países en los que se analizó el subempleo, en siete disminuyó y en cuatro aumentó. Veamos:

País Subempleo (%)
2011 2012
Argentina 9,1 9,3
Brasil 2,3 2
Chile 11,6 11,2
Colombia 11,1 11,7
Costa Rica 13,4 13,8
Ecuador 9,4 7,9
México 7,1 7
Panamá 1,5 2,4
Paraguay 6,3 5,4
Perú 12,4 12,2
Uruguay 7,2 7,1

Empleo

“Un optimismo cauteloso prevalece respecto a la evolución de los mercados laborales de la región en 2013.  De cumplirse la proyección de crecimiento económico, los indicadores laborales continuarían mejorando gradualmente, con nuevos incrementos de los salarios reales (ajustados por inflación)”, señalan Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de CEPAL, y Elizabeth Tinoco, directora regional de OIT en el prólogo del informe conjunto. A ambas instituciones preocupa la sostenibilidad de los avances laborales recientes. La mayor parte de los nuevos empleos surgió como resultado de un círculo retroalimentado donde la generación de puestos de trabajo y el aumento de salarios y del consiguiente acceso al crédito ha aumentado el poder de compra de los hogares y ha fortalecido la demanda interna. Una gran parte de esta demanda se dirigió a bienes y servicios no transables (no exportables) y a las importaciones, lo que estimuló la expansión del sector de servicios y su demanda de mano de obra, con lo cual muchos de los nuevos trabajos surgieron en estas ramas de actividad.

“Si bien esta situación tiene varios efectos laborales y distributivos positivos, su sostenibilidad es motivo de preocupación en un contexto en que la inversión —aun con algunos avances recientes— se mantiene a niveles relativamente bajos y con una composición que no favorece la diversificación productiva”, advierten CEPAL y OIT. “Hay dudas sobre el futuro dinamismo de la capacidad productiva, ya que la región enfrenta enormes retos en términos de innovación, calidad de la educación, infraestructura y productividad. En la región ya hay conciencia de que el crecimiento económico es esencial, pero no suficiente para crear más y mejores empleos”, añaden las instituciones.

Por ejemplo, ¿qué porcentaje de los empleados latinoamericanos tiene un trabajo informal, es decir que su patrón incumple con las contribuciones para que tengan cobertura de salud y futura pensión?

País Empleo informal (%)
2009 2011
Argentina 49,7 46,9
Brasil 42,2 38,4
Colombia 57,4 56,8
Costa Rica 43,8 33,6
Ecuador 60,9 52,2
El Salvador 65,6 65,7
Honduras 73,9 70,7
México 53,7 54,2
Panamá 43,8 39,3
Paraguay 70,7 65,8
Perú 69,9 68,8
Dominicana 48,5 50
Uruguay 38,8 35,5

De 13 países analizados, en diez cayó el trabajo informal en las ciudades, pero en algunos de ellos solo en una proporción baja y el flagelo continúa afectando a la mayoría de los empleados. En tres países la situación empeoró aún más.

CEPAL y OIT se refieren también al concepto de empleo vulnerable, que incluye trabajadores por cuenta propia y aquellos que auxilian en emprendimientos familiares, siempre en la informalidad. Veamos qué sucedió país por país:

País Empleo vulnerable (%)
2010 2011
Argentina 18,7 18,3
Brasil 23,3 22,5
Chile 21,8 21,8
Colombia 45,6 45,6
Costa Rica 18,1 17,9
Ecuador 34,8 37,9
El Salvador 34 33,9
Honduras 40,3 39,5
México 22,5 21,4
Panamá 20,6 18,5
Paraguay 27,1 27,5
Perú 39 38,7
Dominicana 40,1 39,4
Uruguay 22,2 22,1
Venezuela 37,9 37,7

Empleo

De los 15 países analizados, en 11 se redujo el empleo vulnerable, en dos se mantuvo y en tres aumentó. En algunos países representa una proporción menor del empleo total (menos del 20%), pero en otros aún supone más de un tercio.

Anuncios

2 comentarios en “El paro baja en Latinoamérica, pero no en todos los países. Por: Alejandro Rebossio | 22 de mayo de 2013

  1. Pingback: Sociología7. Blog colaborativo de Sociología del Trabajo. UNJFSC

    • el desempleo es una situacion que padece por ejemplo Peru, hoy en dia se ve claramente cm el capi¿tsalidmo nos invade cada dia mas y nos ase padecer necesidades basicas debido al desempleo y a la ex´lotacion de recursos humanos

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s